Actualidad Social  
2.- Los minusválidos reclaman en la ONU protección para los minusválidos no nacidos
Autor:
Fuente: fam.org 6/7/aaaa

Mientras las Naciones Unidas debate sobre un tratado internacional que proteja los derechos de los minusválidos, un verdadero hito, un número plural de grupos representando a los minusválidos se han dirigido esta semana al comité encargado de la redacción del mismo para exigir que los niños no nacidos diagnosticados con incapacidad tienen que ser protegidos del aborto. El representante de la Federación Mundial de los Sordos-Ciegos, Lex Grandia, por ejemplo, dijo al comité que: “la incapacidad no puede convertirse en justificación para la terminación de una vida.”

Este tema concierne a muchos grupos discapacitados, ya que la evidencia sugiere que, en el mundo desarrollado, un gran porcentaje de los niños no nacidos que son diagnosticados con incapacidades tales como Síndrome de Down son abortados. Un vocero de la Asociación Canadiense de Vida dijo al comité que los diagnósticos de la genética prenatal son una “pendiente resbalosa hacia la perfección genética” que resultará en la eliminación de aquellos seres humanos que no estén a la altura del estándar genético. En respuesta a esta amenaza, los diplomáticos fueron animados a voltear “una nueva página para abrazar a nuestros hijos e hijas, y promover su inclusión y derecho a la vida.”

El debate se ha centrado en el Artículo 8 del documento borrador, titulado, “Derecho a la Vida”, el cual en su forma actual dice que, “los Estados Parte reafirman el inherente derecho a la vida de todas las personas con discapacidades, y tomarán todas las medidas necesarias para asegurar que gocen efectivamente del mismo.” Un número de delegaciones han intentado definir lo que este lenguaje pueda ocasionar. China, por ejemplo, ha insistido que el derecho a la vida se aplique sólo a aquellas personas “que han nacido y que ahora están viviendo en esta tierra,” de manera que pueda continuar usando su “planificación familiar” para “aliviar las cargas a la sociedad.”

Irlanda, hablando por la Unión Europea, admitió que hubo “una discusión muy difícil” dentro de la UE acerca del Artículo 8. Esta es la primera negociación mayor de la ONU desde que la UE se expandió a 25 naciones, y, con Polonia y Malta como nuevos miembros, puede ser más difícil para la UE llegar a un consenso sobre el lenguaje relativo al aborto.

La Santa Sede recordó al comité que el derecho a la vida es reconocido en otras convenciones, y que el Vaticano “imputa gran importancia a este artículo.” Costa Rica pidió que este artículo sea ampliado para reconocer el “derecho a la vida de todas las personas.”

Un número de otros temas preocupan a los participantes pro-vida. El lenguaje ahora en el documento borrador incluye un derecho a “servicios de salud sexual y reproductiva”, los cuales incluyen el aborto, al igual que nuevas obligaciones extrañas para que los estados aseguren que a “personas minusválidas no les sea negada la igualdad de oportunidades para experimentar su sexualidad, tener relaciones sexuales y otras relaciones íntimas, y experimenten la paternidad.”

También existe la preocupación de que la eutanasia y el suicidio asistido puedan ser promovidos a través del lenguaje de “calidad de vida”. John Wayne Cockfield de National Right to Life recordó al comité que, “la gente minusválida en el mundo entero están más en riesgo que los no discapacitados por lo que otros perciben como pobre calidad de vida.”

Las negociaciones sobre el documento continuarán durante la semana próxima.
Fuente: C-FAM (Catholic Family & Human Rights Institute) c-fam@c-fam.org

Volver